¿Qué hace una gestoría de tráfico?

persona con el dedo pulgar hacia arriba
Rate this post

Las gestorías de tráfico se caracterizan por encargarse de llevar a cabo cada uno de los trámites, que por lo general hacen los gestores administrativos, aunque en este caso, se especializan directamente en tráfico, y ofrecen servicios a particulares al igual que a profesionales, de acuerdo a las necesidades que presente cada cliente.

De este modo, al ser preciso llevar a cabo la baja de algún vehículo, cambiar su titularidad o matriculaciones, sin duda, acudir a una gestoría de tráfico es la mejor opción para realizar todo el proceso de forma rápida, segura y profesional, al igual que para obtener asesoramiento y una atención personalizada.

¿Qué servicios ofrece una gestoría de tráfico?

Por lo general, esta gestoría suele ser conocida por ofrecer servicios para la realización de cualquier clase de trámites administrativos asociados a los vehículos en nombre de terceros.

persona con llave en las manos

 

En cualquier caso, para tener una mejor idea de lo que hace una gestoría de tráfico, a continuación hablamos sobre algunos de sus servicios más comunes:

Transferencias de vehículos

Se encuentra, probablemente, entre las operaciones que los gestores que se especializan en vehículos llevan a cabo con mayor frecuencia.

Al contratar dichos servicios, la gestoría se encargará tanto de arreglar los documentos necesarios para transferir la titularidad de un vehículo, como de realizar todo el proceso legal que involucra esta operación a través del trámite de dichos impuestos.

Así, y realizan todo el proceso de manera rápida eficaz, teniendo por lo general la documentación correspondiente lista en 5 días hábiles, a fin de poder entregar el vehículo a manos de su nuevo propietario.

Matriculación de vehículos

Otra función de las gestorías de tráfico consiste en la matriculación de vehículos. En este sentido, antes de comprar algún vehículo, resulta preciso matricularlo, y de eso justamente se encargan los gestores de vehículos, logrando que el proceso sea mucho más ágil.

Al mismo tiempo, se dedican a calcular los gastos de matriculación de forma eficiente, antes comenzar a realizar la operación.

De igual manera, las gestorías se encargarán de tramitar el impuesto de matriculación y/o las transmisiones patrimoniales dependiendo de cada caso.

Asimismo, se asegurarán de informar si los vehículos en cuestión se encuentran libres de impuestos, o si poseen tasas menores a las usuales; razón por la cual resulta interesante y muy acertado consultar y realizar dicha operación mediante una gestoría de tráfico.

Gestionar cualquier clase de notificaciones

Los gestores administrativos consisten en representantes que las personas pueden contratar para presentarse ante la administración, y dicha representación implica gestionar tanto las notificaciones como las comunicaciones que tienen lugar entre sus clientes y la administración.

Ahora bien, pese a que las comunicaciones con la administración podrían ser directamente contestadas por particulares y también tramitadas (ya que no requieren de un procurador o abogado), lo cierto es que resulta interesante que especialistas en dicha materia se encarguen de ellas.

En este sentido, hay que decir que los gestores se especializan en llevar a cabo cualquier clase de recursos ante las Administraciones Públicas, por lo que son capaces de defender los intereses de sus clientes, al igual que con la jerga y de la manera apropiada.

Obtención de informes, baja y alta

Numerosas gestorías de tráfico proporcionan la oportunidad de conseguir informes acerca de los vehículos mediante un procedimiento online, los cuales permiten conocer quién es el propietario de los mismos, al igual que sus condiciones y la posible existencia de alguna irregularidad relacionada con el vehículo.

A través de este informe, es posible conocer si el vehículo cuenta con cargas de embargo emitidas por alguna autoridad administrativa y/o judicial (cabe recordar que las deudas se transfieren junto al vehículo), o si se ha solicitado que el vehículo no circule.

Incluso también si existe reserva de dominio, etc. y/o si los vendedores tienen algún contrato de leasing, o se encuentran gravados con alguna carga hipotecaria en garantía del pago para un crédito.

Otras funciones de las gestorías de tráfico, además de las anteriores, consisten en la poder obtener el carnet y los permisos, Implantación de tacógrafos digitales, Certificado y renovación, etc.

La reserva de dominio de los coches

Se trata de un proceso a través del que los compradores solo gozan tanto de la utilización como de la posesión del vehículo, sin ser realmente sus titulares; mientras que los vendedores mantienen su posesión mediante alguna entidad financiera.

A través de esta operación, los compradores podrán usar los derechos del dominio, después de haber abonado el total de la cantidad pactada.

De modo que únicamente al finiquitar el crédito se podrá eliminar la reserva de dominio y adquirir el vehículo en propiedad.

La entidad financiera jamás informa a los compradores el momento en que se abona la deuda, ya que es obligación de estos informar acerca del deseo de cancelación; razón por la cual es apropiado disponer del apoyo de una gestoría de tráfico que se encargue de gestionar dicho trámite.

En caso de querer cancelar la reserva de dominio, es preciso llevar a cabo los pasos señalados a continuación:

  • Conseguir un informe de vehículo a través de la DGT.
  • Pedir una nota informativa a través del Registro de Bienes Muebles.
  • Solicitar la carta de pago en la entidad financiera presentando la documentación señalada previamente.
  • Abonar las tasas correspondientes en el Registro.
  • Presentar la carta de pago.
  • Solicitar la cancelación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *